domingo, 20 de septiembre de 2015

Jornadas Ludo Ergo Sum


Se aleja el verano pero aun así sigue habiendo buenos eventos y es que este fin de semana hemos podido disfrutar los madrileños de dos grandes eventos, por un lado la Japan Weekend a la que no asistí pero seguro que estuvo bien como años anteriores y por otro a la que sí asistí fue el evento de Ludo Ergo Sum en Alcorcón, un evento que desconocía hasta el jueves y que me dio tiempo a organizarme y poder asistir.



El evento consistía en una organización mixta de juegos de rol, juegos de mesa y cartas junto a juegos de miniaturas, una combinación muy positiva ya que el público es más variado y numeroso. En mi caso me decidí a asistir con unas amigas para probar algunos juegos de mesa, ya que aparte de que la entrada era gratis, podías probar juegos clásicos gratis y algunos nuevos nacionales que te enseñaban sus propios creadores. 



Haciendo un resumen del complejo, la primera estancia que te encontrabas era un mercadillo muy interesante donde pude encontrar objetos de segunda mano de coleccionismo bastante chulos a buen precio incluso siendo domingo y habiendo pasado ya dos días. Después podías acceder a la zona mixta donde se encontraban las mesas de juego y stands al rededor. Luego podías salir al exterior del recinto donde habían montado otra carpa con más mesas de juego y otras actividades al aire libre, todo acompañado de buen tiempo.


La organización estaba muy bien, el recorrido de los stands no molestaba en ningún momento a los jugadores que había en las mesas y eso permitió que se celebrasen tanto demostraciones de juegos, partidas entre amigos y torneos de juegos de mesa o wargames (Infinity, Warmachine...). Todo esto en un entorno con mucha gente pese a ser un evento con menos publicidad que el otro que se celebraba en Madrid capital. 


Una vez vistos los puestos y hecho alguna compra...Nos decidimos a probar algún juego, probamos un clásico como el Mundodisco para juego de tablero y luego el 7wonders. Aun así la gracia de la visita cambiaría cuando un simpático chico nos presentó el juego de Virus, haciéndonos una demostración muy buena y disfrutando de unas cuantas partidas decidimos adquirir dos cajas ya que era un juego sencillo de aprender, rápido y muy bien de precio a la par de divertido. 


Después pudimos probar algún otro juego nacional en desarrollo como fue el RallyRas y seguir disfrutando de la esencia de los juegos de mesa: humor y buena compañía. 



Pese a ir el domingo que suele ser más flojo en todos los eventos, pudimos disfrutar de un gran evento, totalmente gratuito que desconocía pero que me parece una iniciativa buenísima, ya que permite conocer a la gente juegos nuevos y poder comprarlos si te gustan o conocer gente con la que jugar o simplemente disfrutar de una buena charla. Por mi parte seguramente vuelva el año que viene, me informaré mejor y antes, pero sobretodo me quedo satisfecho por haber conocido un evento de este estilo en Madrid donde para mi gusto hay poco movimiento pese a toda la población que vive aquí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario