domingo, 17 de septiembre de 2017

Eventos de septiembre: Freak Wars y Ludo Ergo Sum


Desde hace dos años este mes es una fecha señalada para los frikis de Madrid y todo aquel que quiera venir hasta aquí para poder disfrutar de dos eventos que cada vez son más importantes a nivel miniaturas y juegos de mesa: Freak Wars y Ludo Ergo Sum

Esta vez no coincidieron en el mismo fin de semana, algo que se agradeció y pude asistir un rato a cada uno de ellos, pero tuve dos perspectivas diferentes en cada uno de los eventos, ya que están planteados de diferentes maneras. Otro motivo por el que hizo que ambos triunfasen aparte del tiempo que no fue muy caluroso, tuvo que ver con estandarización del hobby viendo algunas mesas con juegos de mesa en las Freak Wars, esto fue un buen punto para el hermanamiento y ganar un público más amplio.

Pero ahora centrándonos en la situación de cada evento puedo decir que los tiempos cambian y yo cada día me voy menos por los cerros de Úbeda por lo que en ambos eventos sabía lo que quería y no estuve picoteando tanto como en otras ocasiones. Solo busque dos cosas, la compañía de amigos y conocidos, productos que ya tenía pensado ver y solo dejarme sorprender por alguna ganga descatalogada que encontrase por algún rincón del pabellón.

Ludo Ergo Sum


Mi experiencia en este evento fue distinta a la del año pasado, la del año pasado podría decir que fue mágica en los últimos momentos porque conocí el juegazo de 2GM tactics, esta vez no pude encontrar algo tan revelador, pero sí que pude disfrutar con mis amigos de juegos diversos que estuvimos probando para divertirnos un rato. Aunque las largas colas para ir al mercadillo de segunda mano fueron bastante abrumadoras pude adquirir algunos juegos muy interesantes.


Lo único que pude aprender de ese día fueron tres cosas, que tenía muchos juegos en casa para poder disfrutar y que los nuevos tampoco hacía falta consumirlos de manera inmediata, que probar tantos juegos en un día puede ser algo tedioso y gastar muchas energías, pero por último y no menos importante...Que es vital encontrar una mesa libre y mínimo uno o dos juegos sencillitos para relajar la mente entre juego duro y juego duro.


Por lo general estuvo bien, pero lo vi un poco flojo a nivel de stands y muy enfocado a mesas con prototipos que no pude probar o al mercadillo que parecía que era la estrella del evento. Lamento que hubiese tanta gente esperando en la puerta durante tanto rato, pero las medidas de límite de aforo parece que se ha implementado en todo tipo de eventos cerrados, algo que hizo que tuviésemos espacio suficiente para pasar un buen día dentro, sin agobios.

Freak Wars


Este evento era distinto para mí, para mí un evento de miniaturas siempre es menos probar cosas nuevas y más consumir, en eso se resumía mi actividad en estos eventos, aparte de conocer de primera mano novedades o futuribles proyectos que nunca llegaran...Esta vez con el chip cambiado fui directo a los cuatro stands que me interesaban: Scratch Attack, Windmaster, MOM, Last Sword Miniatures.


Este tipo de eventos me atraen por la compañía y por la cercanía, porque nos conocemos todos un poco y es agradable ver y saludar a quien repite, porque parece que sigue vivo un año más. Este año MOM fue la atracción de feria de un evento con el doble de gente, más animado y con muchas mesas por todos los lados, algo que fue un acierto, también tuvo que compartir su protagonismo con la legión de fans de Blood Bowl.

nuevos elfos


Last Sword me dio mi unidad de Reiksguard que ya la mostraré montada con todas las oportunidades que da de montaje esta unidad y también pude ver en mano las miniaturas de elfos que saldrán para el nuevo KS en el que se embarcarán, una pasada en mano, miniaturas muy prometedoras que amplían su catálogo.


Por último la joya de la corona esta vez se la llevo Windmaster, una marca que la conocí el año pasado y que pude comprar unas cuantas cosas, pues bien, este año me ha sorprendido con más productos y no he podido evitar adquirir más miniaturas y elementos de escenografía, pronto os hablaré de su gama y el nuevo camino que está tomando que para mí es un acierto total. Espero que siga en esta dirección y le traigan muchos éxitos ya que es un escultor con grandes ideas y un crecimiento que cada año se va destapando.



Por lo tanto podría decir que septiembre es el mes del hobby en Madrid, una oportunidad de seguir el hobby nacional en primera persona, un disfrute que le hacía falta a esta zona que parece que está más muerta que viva en este sentido, aunque parece que año a año va emergiendo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario