miércoles, 23 de enero de 2019

La maldición de Hill House


Tras disfrutar de la serie The Dark, estaba un poco huérfano de series que me aportaran algo que no fuesen diversión simplona, una serie que me aportara algo y La Maldición se podría decir que es de esas series que te hacen sentir cosas...


Recubierta de un halo de misterio y terror esta serie retrata problemas sociales arraigados en la psicología de las familias actuales en un mundo que ha dado la espalda a la realidad y al mundo que le rodea. Tanto raciocinio acaba dejando un vacío en el ateo que no cree en nada y se limita a vivir porque le toca, esa explicación va arraigada a la demencia que provoca ese sin sentido con el cual se convive cuando no te puedes agarrar a nada pese a que tienes preguntas que responderte.


Esta historia contada de una manera exquisita narra en cada capítulo las vivencias y evolución de cada miembro de una familia corriente americana, unos padres que solo quería un futuro mejor para sus hijos y disfrutar de una vejez rodeado de nietos. Pero la muerte trunca esos sueños y la podredumbre de las mentes atrofia los sentidos creando alucinaciones donde no las hay, o acaso si que existen...

La letanía que surca cada uno de los 10 capítulos que podremos disfrutar es simple y llanamente; si permites que la simpleza se adueñe de tu vida cuando debas madurar y afrontar una desgracia será complejo si las sombras te han rodeado. Un problema, una muerte, una carencia, todo vale con tal de frustrar la felicidad y nadie puede estar preparado para un trauma, pero cuando no crees ni que te vayan a pasar puede ser un mazazo duro si te vienen de golpe varios.


Como una colección de cuentos nos vienen apareciendo una serie de apariciones fantasmales que luego van cobrando sentido, cada miembro de la familia tiene sus miedos, pero todo tiene un porque, simplemente cada uno tiene que afrontar sus problemas una vez aparecen o si no te irán comiendo poco a poco. La sociedad es el monstruo que devorara a tus hijos, pero primero será cada uno ellos el que se devore así mismo.

Serie muy recomendada, que me da igual si sacan una segunda temporada o no, es una pasada cada capítulo que aunque este entrelazado te inicia una historia comenzando desde los orígenes de cada personaje, todo para acabar en el mismo punto en el que parecen estar todos atrapados, el último hecho dramático que los toca afrontar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario