domingo, 30 de octubre de 2011

Informe de batalla: Horda de cobardes(Condes Vampiro vs Skavens)


Hola, hoy os traigo un informe de batalla, entre los Skavens y los Condes Vampiro, una batalla con unas listas muy básicas, hechas solo para probar el poder de una horda y otra en cuerpo a cuerpo. Las 2 listas de ejército son de unos 1000 o 1200 puntos, que pese a ser pocos puntos, se juntaron una gran masa de ejércitos.

Aprovechar que es Halloween para leer una informe de batalla de terror!

Empecemos con el despliegue: 



Ejército Skaven
Ejército Condes Vampiro


Después de mirarse fijamente los 2 líderes de ambos ejércitos, ordenaron la marcha, los No Muertos con su caminar lento. Todo lo contrario a los nerviosos rátidos Skaven que se movían de manera impulsiva e impaciente, esperando llegar hasta sus enemigos.


Tras la ronda de movimiento, el Varghulf atacaba a un regimiento de guerreros del clan. Los ratidos aguantaron, pero con mucho miedo en el cuerpo, al ver a una criatura tan grande acercarse a esa velocidad, casi sin darles tiempo a prepararse para aguantar esa carga.


Después de la carga, los skavens prosiguieron la marcha en direcion al grueso del ejército enemigo.Aunque ahora su impaciencia por llegar, se había convertido en miedo por ver a esos humanos que aun muertos caminaban.



Las ratas ogro cargaron con desesperación, para evitar el dolor infligido por el señor de la bestia, que los pinchaba con su macabra arma. Rápido llegaron sin miedo alguno ante la guardia del túmulo.

En el resto del campo de batalla, se veía cada vez más complicado ver un posible vencedor. Los skavens seguían avanzando y estaban a pocos pies de distancia de los no muertos, los cuales marchaban con tranquilidad. En el extremo del otro lado de la batalla, uno de los regimientos de guerreros skaven se había reagrupado, pero iban con el miedo aun en el cuerpo. Dos ratas ogro habían cargado también. Su posible víctima era el Varghulf que había sido cogido por sorpresa.


Según iban avanzando las ratas, el señor de la guerra skaven, intentaba mover su unidad hacia la de los zombis antes que ir en dirección a la de los esqueletos,que iban comandados por un vampiro.


Pero al cargar, fueron sorprendidos por un flanco, por lo que el ratido se puso muy nervioso y lanzaba golpes al aire intentando matar al máximo posible de enemigos y conseguir crear una vía de escape. Pero estaba luchando contra zombis y estos según caían se iban levantando de nuevo, lo que aumento el nerviosismo del skaven.


Pronto llegarían los refuerzos skaven, para tranquilizar al señor de la guerra, pero pese a su superioridad numérica, no conseguían acabar con esos no muertos que no se rendían. Normalmente ya habría huido cualquier ejército con el que se hubiesen enfrentado, pensaba el skaven, pero los esqueletos y zombis no retrocedían ni un paso.


Después de destrozar a las ratas ogro que habían acabado con el Varghulf con excesiva facilidad, los esqueletos fueron a cargar hacia el resto de tropas skaven. Los que no huían despavoridos tras ver su avance, se quedaban quietos sin reaccionar, esperando una muerte rápida.


Después de ser rodeados por todos los lados, el regimiento del héroe cayó con bastante facilidad, quedando solo el cobarde señor de la guerra. Al intentar retroceder y esperar refuerzos, el skaven veía como se le echaban encima un puñado de esqueletos que no se cansaban.



Al final, después de una fuerte lucha, el señor de la guerra cayó, fue destripado por los esqueletos y el resto de ratas fue rodeada y masacrada, no pudieron huir muchas, pero las que huyeron habían aprendido una gran lección en su corta y repugnante vida.


No siempre podían confiar en una horda de cobardes, porque era un arma de doble filo, que esta vez les habia cortado a ellos. Los había dado en su debilidad, que es el miedo y habían caido facilmente, frente a un adversario que a simple vista parecía más débil.
Por otro lado, ese día el vampiro dormiría con tranquilidad, porque sabía que había conseguido con esta victoria no solo aumentar su fuerza, sino repeler a unos enemigos próximos de sus tierras durante una larga temporada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario